Especialistas en la industria agroalimentaria

Realizamos estudios agronómicos y le ayudamos en la interpretación de los resultados para optimizar el proceso de fertilización, mejorando así la productividad de su cultivo

Estudios de suelos agrícolas

Para conocer las características nutricionales, físicas e hidrodinámicas del suelo y con ello poder definir la fertilización, corrección de carencias, realización de enmiendas, y planificación de riego. Para poder realizar una planificación de riego óptima se ha de tener en cuenta la capacidad de retención de agua, la evapotranspiración, el cultivo, etc, para ello es imprescindible conocer las propiedades hídricas del suelo.

Estudios del agua de riego

Un análisis fundamental en la agricultura, ya que nos permite conocer las características químicas del agua, obtendremos información sobre el carácter salino y la disponibilidad de nutrientes que el agua de riego tiene. Podremos además conocer el posible riesgo de obstrucciones o corrosión y adelantarnos en la toma de decisiones para evitar problemas.

Análisis de residuos fitosanitarios

Analizamos la presencia de más de 400 materias activas en su producto, agua de riego o substrato. Además, le ofrecemos la posibilidad de ampliar su estudio con metales pesados, trihalometanos o microbiología.

 
Estudios foliares y de las plantas

Mediante el análisis foliar tendremos una instantánea del estado nutricional de la planta. Con esta información podrá planificar el abonado y corregir carencias antes de que se manifiesten. Cada tipo de cultivo requiere una época óptima para su análisis. Consulte a nuestro técnico responsable para que le indique la época adecuada para la toma de muestras.

Estudio de abonos y fertilizantes

Los análisis de fertilizantes están dirigidos a fabricantes, distribuidores y agricultores. Solicite más información sobre los diferentes parámetros a analizar en abonos minerales, abonos orgánicos (estiercol y compost), fertilizantes líquidos…

Estudio de productos recolectados

Analizamos los indicadores de calidad (brix, azúcares, acidez, pH…), producción (humedad, proteína, rendimiento graso…) y fitopatologías (presencia de hongos y nematodos.